Les confieso que he estado escribiendo, bueno, intentando, desde hace mucho tiempo. ¡Desde la primaria y el kinder grande, saben! ¡Qué barbaridad…!

 

PUEDES ESCRIBIR CON NOSOTROS TANTO INDIVIDUALMENTE O EN GRUPO (“CROWD”: CONJUNTO, MULTITUD O EN BOLA). ¡LOS MEJORES ESCRITOS LOS PUBLICAREMOS TANTO EN: “www.pulsopyme.com”, COMO EN UN LIBRO ESPECIAL QUE LOS INCLUYA!

Pero antes, consideren que muchas de esas escrituras fueron las más, obligatorias y académicas, y no creo que todas las podamos considerar como muy motivantes, fuera del requerimiento de aprender cosas nuevas, con cada tarea o reporte, cada día, semana, mes, infimestre, minimestre, trimestre, cuatrimestre, semestre o período anual por los que pasé en mí larguísima vida estudiantil. ¡Uf! 

 

PERO, ¿CUANDO NOS VEMOS PARA INICIAR EN CONJUNTO ESTE INTERESANTE VIAJE LITERARIO?

¡AL FINAL DE ESTE ESCRITO LES DIGO CUANDO Y DONDE…

¡Mi primer escrito data de hace 50 años, para ser más exactos el 20 de Julio de 1969! Lo que me motivó a escribirlo fue ver en la tele el primer alunizaje del hombre en la luna.  Después de esa importante fecha para la humanidad, y hasta 1977 no escribí más que tareas, reportes y apuntes escolares. Durante una de las sesiones de escritura, les muestro ese primer escrito…

Para ser sincero, realmente inicié mi escritura más o menos profesional en forma autodidacta también, ya hace algún tiempo: -“Creo que eso fue hace aproximadamente unos 33 años”-. Y lo hice al plantearme el objetivo personal de aprender a hacerlo en forma continua y adecuada.

Para tal importante tarea, necesitaba algún aliciente o mecanismo que me ayudara a escribir o a hacerlo de acuerdo a algún tipo de calendario o requerimiento. Fue entonces cuando leyendo el periódico semanal del Club Deportivo Israelita (CDI),como les decía arriba, ya hace mucho tiempo, me topé allí con la convocatoria para participar en el Certamen Literario del mismo club.

En dicha convocatoria se daban instrucciones precisas, fechas, requisitos, categorías, tipos de letra, extensión mínima y demás datos que debíamos de cumplir los “literatos” al pie de la letra como participantes. Así que armando con esa información, decidí que ese iba a ser el mecanismo que estaba buscando para iniciarme en el complicado arte de la escritura literaria. ¡Fácil, no…? ¡Ja!

La categoría que seleccioné para mi primera participación en el mencionado certamen fue: -“Adultos, cuento o relato”-. No sabía bien, saben, cuál era la diferencia, ni lo explicaba la convocatoria, pero lo que investigue por mi cuenta al respecto, me indicó que eran escritos parecidos. Y, a continuación puse manos a la obra y mi computadora (hoja y papel) en marcha. ¡Tenía una fecha importante que cumplir! Y algo que aprender… ¡A escribir!

Para poder cumplir con los requisitos y que valiera la pena el esfuerzo, busque entre los cientos de libros de mi biblioteca personal, aquellos que tuvieran que ver con temas como: ortografía, redacción, acentuación, puntuación, conjugación, sinónimos, verbos, adjetivos, obviamente un diccionario y algunos otros más que me indicaran como escribir mi futuro “relato”. ¡Vaya tarea!

El tema y su título qué seleccioné para ese primer certamen literario del año 1986 en el que iba a participar fue: -“La Agonía Final. El Destino”-. Y tenía como unos 5 meses para terminarlo y presentarlo ante el jurado  que lo iba a evaluar, en un sobre cerrado, con mi -“Seudónimo afuera con el título y la categoría en la que iba a participar”-, y adentro incluí otro sobre también cerrado con mis datos dentro como: dirección, teléfono fijo y /o celular, correo electrónico, empresa o escuela, y fuera de dicho segundo sobre, una vez más sólo el “seudónimo, la categoría y el título de la obra”. 

¡Especificaciones que debían de cumplirse al pie de la letra, si uno quería que los “sabios y expertos jueces” lo leyeran, evaluaran y llegaran a alguna conclusión respecto a la valía de tal escrito pseudo-literario, y que premio, si lo valiera, le fuera entregado en la ceremonia de premiación al autor de dicha obra de arte! Y, si no cumplía con las especificaciones y requisitos, ser descalificado. ¿Qué les parece?

A mí, personalmente les confieso, lo que me interesaba era aprender a escribir, y no los resultados o los premios. Y si fuera posible, recibir algún comentario o retroalimentación respecto a mis “pininos” en dicho mundo literario, cosa que nunca recibí directamente. ¡Quería aprende a escribir (¿ya se los dije, verdad?)!

He de mencionarles que participé en dicho certamen  durante los siguientes 13 años cabalísticos, sin dejar de hacerlo en ninguno de ellos. En cada certamen literario anual de esos en los que participé en él club, envié siempre, cumpliendo con todas las especificaciones requeridas, un escrito en la categoría de cuento o relato y de adulto solamente. Les  mencionó, que para mí, el último relato que envié en el año de 1998, ha sido o fue el mejor que envié a dicho certamen, también el último en que participé. Sin que dicho escrito haya recibido ningún reconocimiento. Ya en otra ocasión les contaré cuál fue la razón de dicho triste caso.

Mientras tanto, empecé y continué escribiendo sobre otros temas y principalmente para mi  interés personal, sin olvidar los escritos académicos que necesitaba hacer para mi profesión de maestro universitario o consultor en “Sistemas de Aseguramiento y Control de la Calidad-Productividad-Sustentabilidad y Mejora Continua de las empresas, sus productos, servicios y procesos. Y, creo que todo ese esfuerzo, me sirvió enormemente hacerlo para, “aprender a escribir”. ¡Creo…!

Desde el punto de vista de cada exigente jurado anual que leyó y evaluó mis humildes escritos anuales, estos son los diferentes reconocimientos que recibí a lo largo del tiempo, en las correspondientes ceremonias de premiación por los relatos con los que participé:

 

Y, yo, creo que sí aprendí a escribir. Y, después decidí no volver a participar en dicho certamen literario. ¡El ciclo había terminado y el aprendizaje lo había logrado, según mis propias evaluaciones, consideraciones y objetivos iniciales!

Además, tengo a la fecha tres libros publicados y unos más en marcha… ¡Trabajaremos también con ellos!

Tomen en cuenta que en nuestras sesiones  de “escritura tumultuosa”, les estaré leyendo estas relatos premiados y otras más de mis múltiples humildes contribuciones al mundo literario

¿QUIÉN PUEDE ASISTIR?

Cualquier persona interesada en aprender a escribir o a mejorar la forma en la que lo hace actualmente, sin importar su edad, puede acompañarnos a este ejercicio grupal de escritura.

¿DONDE Y CUANDO NOS VEMOS PARA NUESTRA PRIMERA SESIÓN DE ESCRITURA “PULSO PYME”? 

Las sesiones de “ESCRITURA GRUPAL” serán los primeros SABADOS de cada mes a las 11:00 A.M. en “El GLOBO” de Interlomas. Localizado frente a la Plaza Interlomas (la vieja) y junto al McDonald’s. Cerca también de la Universidad Anáhuac del  Norte (Tecamachalco, Edo. México). Terminaremos cada sesión a las 13:00 P.M., aproximadamente. ¡No llegues tarde! ¡Te esperamos!

La primera será el: ¡7 de Septiembre del 2019! 

La segunda el: ¡5 de Octubre del 2019!

¡Prográmate!

Favor de confirmar tu asistencia los viernes antes de cada reunión a mí correo o a la pestaña de contacto de: www.pulsopyme.com  

¿QUÉ TENGO QUE LLEVAR?

Los escritores más tecnificados pueden traer su computador portátil. Los no tanto traigan: “Un cuaderno o libreta de esas que usabas en la escuela, pluma o lápiz y borrador”. ¡Eso es todo! Además, no te olvides en casa de traer muchas ganas de aprender y 50 pesos para él café. 

¡La capacitación es gratis!

¡La motivación, tú la pones!

¡El material de trabajo yo lo pongo sin costo para ti!

¡Te espero el: 7 de Septiembre del 2019 o el 5 de Octubre!

¡BIENVENIDO A ESTE NUEVO VIAJE “LITERARIO”!

¡TE ESPERAMOS…!

 


Jacobo Neuman
Jacobo Neuman

Dr. Jacobo Neuman Praes. Doctor en Administración de Negocios por la University of Texas-ITESM. Maestro en administración en ITESM, Maestro en Ingeniería Industrial y Análisis de Operaciones en la University of Wisconsin Milwaukee, además está certificado como experto en Control Estadístico del Proceso e Ingeniería de Calidad por parte del ITESM. Es Ingeniero Mecánico Electricista por la UIA, Consultor PYME acreditado por CANACINTRA y por la Aceleradora de Negocios del ITESM como “Project Leader” donde ha liderado a la fecha 4 diferentes proyectos de aceleramiento. Actualmente dirige sus propias empresas Joega Industrial y Consultoría e Ingeniería SC, además de ser el director y editor de Pulso Pyme. En Consultoría e Ingeniería te podemos ayudar a mejorar la "CALIDAD-PRODUCTIVIDAD-SUSTENTABILIDAD" de todos los procesos que efectúa tu organización, para que con esto puedas satisfacer de mejor forma las necesidades de tus consumidores y/o usuarios, logres mayor rentabilidad y la mejora continua que tanto te hace falta.

Leave a Reply

Your email address will not be published.